Noticia ► LOS LUNES DEL PRESIDENTE

Una extraordinaria oportunidad

10/26/2015 Nueva columna de opinión del presidente FEB, José Luis Sáez.
|
POR JOSÉ LUIS SÁEZ

Innovar es crecer. Y no dejar de invertir en el futuro, también.

Apenas un mes después de cerrar un verano de nuevo exitoso de nuestras Selecciones, en la FEB estamos trabajando en numerosos proyectos. Uno de ellos, el Festival de la Juventud 2016, nos ilusiona especialmente.

Porque reúne baloncesto, convivencia, ocio, diversión y tecnología para ofrecer a nuestros jóvenes una experiencia nueva y única, compartida a través de su pasión por el baloncesto. Un proyecto con un extraordinario valor añadido para nuestro deporte y su proyección de futuro.

En lo deportivo, reunir por primera vez los dos Campeonatos del Mundo U17, el masculino y el femenino, no es sólo una apuesta por la novedad sino también por dar la mayor visibilidad posible al mejor baloncesto de formación del mundo, a los mejores jugadores y jugadoras de la categoría y a dos competiciones atractivas; en definitiva, multiplicar el impacto de una parte importante de nuestro futuro.

Y más allá de las canchas, una oportunidad de oro para seguir creando una comunidad única, de convivencia entre diferentes culturas y visiones de la vida, de solidaridad y concienciación social, en la que las jóvenes estrellas podrán compartir intereses y aficiones en torno a la música y las nuevas tecnologías.

España tiene una amplia experiencia en la organización de eventos, y un proyecto como este Festival de la Juventud es también un legado del trabajo realizado en los últimos años, y muy especial el de la Copa del Mundo 2014.

Crecer en lo social es otro de los grandes retos que se ha marcado el Baloncesto para los próximos años: multiplicar su base y los vínculos que facilitan las experiencias personales imprescindibles para la formación integral de nuestros jóvenes.

Nuestras ciudades está preparadas para acoger un gran evento de estas características y el enorme movimiento social que supondrá: decenas de miles de visitantes, participantes y acompañantes que generan negocio, marca y sentimiento de pertenencia, y que supone una oportunidad única también para las empresas de asociarse a los valores del deporte más allá de su simple colaboración como patrocinadores, imprescindibles para la sostenibilidad del evento.

Queremos que este Festival de la Juventud suponga un salto más para el baloncesto y su gestión, desde una visión global que es sobre todo, y para todos, una extraordinaria oportunidad.
  • + Leídas
  • + Recientes
  • Autonómicas